lunes, diciembre 18, 2006

Evocación de Delfos


Apolo, a tu templo he venido a decirte
que no sé vivir sin el exceso.
Todo me toca.
Tu epigráfica piedra, tu fuente umbría, la primavera estremecida entre tu roca no me consuelan.
y aquí sin límite en el suelo sagrado de Delfos
me estremezco al aire de la mañana
bajo un ciprés, columna de tu templo perenne.
Viene a buscar tu sabiduría y tal vez arrojé la pregunta equivocada.
Tu respuesta fue el silencio
y retumbó en Sounio y resonó on Olimpia.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Oh Apolo, dios divino y confuso en sus designios.
Sin embargo, amiga mía, si las cosas resultaran más fáciles, si alguien nos advirtiera de los peligros y posibilidades de nuestras equivocaciones, ¿qué de interesante tendría la vida más que seguir el deseo de los dioses?
Si Apolo otorga silencio, respondámosle con un fuerte grito de victoria frente a las Parcas cuando nadie haya condicionado nuestra existencia y hayamos sido mortales en tierra de dioses...

pompilo dijo...

Esa foto es preciosa, y está hecha de verdad en Delfos. ¿La has hecho tú, Olga?

luna dijo...

Sí, la foto la hice esta primavera, cuando fui a Delfos y nuevamente me sorprendió la belleza de la piedra en el paisaje. La columna que se ve es del templo de Apolo, en una vista muy lateral.
(Tengo que subirla al pool de Chiron en flickr, http://www.flickr.com/groups/chiron, si no lo he hecho antes)

Mitos y Quimeras dijo...

Realmente me llevé una grata sorpresa al descubrir este blog. Lo hice a partir del enlace con el de un amigo (más precisamente legetai pollakhós). Soy amante de la cultura clasica y me pareció fascinante la manera en que se reinterpretan y reactualizan por medio del arte poético sus mitos fundantes. El cambio de perspectivas en relación a quien cuenta la historia con respecto a la vision tradicional me recuerda un tanto a borges y eso me resulta muy agradable. Este sitio será a parir de ahora uno de mis habituales.

Olga dijo...

A mi lo que me sorprende cada día es la calidad de los lectores de este rincón que nació de manera un tanto casual y ha venido creciendo conmigo.
Me alegro de ser "mortal en tierra de dioses", como dice Anónimo y me sonroja que mis textos puedan recordar a Borges. La verdad es que en el fondo los mitos son reales como la vida misma. Y su poder de evocación crea complicidades lectoras que son lo realmente interesante.
Gracias a todos por estar ahí.

elisahb73 dijo...

Dioses!!! les temo y venero más su silencio responde a la evidencia, al sentimiento mutuo. besos.

Olga dijo...

Ya no me atrevo a negar a los dioses, ni su silencio es indiferente. Y me paso la vida descifrandolos.

Raquel dijo...

Hola! Me ha encantado tu blog, sobre todo que viajes a conocer la cultura clásica en primera persona.

Estoy haciendo un blog sobre mitos y leyendas griegos, nórdicos, celtas, egipcios y orientales.

Si te quieres pasar:

http://thechestofdreams.blogspot.com.es/

Espero que te guste.